Consejos para mejorar la ciberseguridad de tu negocio

Los atacantes informáticos han sido blanco de múltiples debates relacionados con la ciberseguridad, por lo menos en la última década. En especial porque los ataques son cada vez más sofisticados, precisos y dañinos.

De acuerdo con la Encuesta sobre el Estado Global de la Seguridad de la Información 2018 de PwC, 49.5 por ciento de los líderes de organizaciones reconocieron que la principal repercusión de los ciberataques son la pérdida o compromiso de datos confidenciales, mientras que 44.9 por ciento mencionó la interrupción de actividades.

Además, esta encuesta confirma que muchas empresas están en riesgo de sufrir ataques de este tipo sin estar debidamente preparadas. El 40 por ciento de las empresas confirma que no tiene una estrategia general de seguridad de información, mientras que el 54 por ciento no ha desarrollado un proceso para reportar incidentes.

En México, la empresa Sm4rt afirma que nuestro país fue el segundo en América Latina en ataques cibernéticos durante 2017, siendo los sectores más afectados: manufactura (27%), servicios financieros (21%), e-commerce y retail (12%).

Esto ha llevado a varias de las grandes y medianas empresas a reforzar su ciberseguridad, la cual es considerada como como un activo estratégico. Y para mejorarla, se requieren utilizar tanto defensas activas —que implica dotarse de sistemas robustos capaces de actuar antes, durante y después del ataque—, como establecer normas de alcance global para el ciberespacio.

Sin embargo, existen acciones sencillas con las que se puede hacer frente a los ataques cibernéticos. Algunos de los consejos son:

1. Ten cuidado de las redes wi-fi abiertas. Todo mundo puede acceder sin mayor problema, por lo que se corre el riesgo de que alguien siga tu actividad o, incluso, copiar contraseñas.

2. Considera más de una contraseña. Tener una sola para acceder a datos importantes es de alto riesgo. Lo mejor es crear varias contraseñas seguras

3. Respaldo de seguridad. Haz uso de la nube o de soportes físicos cifrados (como discos duros o USB.

4. Actualiza tu software de seguridad de manera continua, ya que éstas pueden resolver vulnerabilidades detectadas

5. Incrementa la participación, colaboración e intercambio de información entre grupos de interés sobre amenazas en potencia.

Asimismo, los expertos consideran que las tecnologías innovadoras de seguridad en la nube, el análisis de datos, el monitoreo, la autentificación y el software de código abierto pueden ser buenas herramientas para aquellos que gestionan los riesgos en el ciberespacio.